Foro Asturias en Facebook Foro Asturias en Twitter Foro Asturias en Google Plus
Foro Asturias en Youtube Foro Asturias en Flickr Foro Asturias RSS

23/05/2018

Cristina Coto: “La alternativa de cambio para el progreso de Asturias no pasa por más izquierda, pasa por el espacio de libertad y respeto a las personas que ofrece el centro reformista”

  • “Nuestra propuesta de ruptura era y es con ‘el agobiante proteccionismo, la subvención sin cuento, el intervencionismo omnipresente, la sucia corrupción… la mafia, a fin de cuentas’porque todo ello ha dañado muchísimo a Asturias”

  • “Es necesario elevar la voz para intentar que se escuche el mensaje de los políticos que sí lo tenemos, un mensaje que se recoge en nuestros programas electorales y que representa una alternativa de cambio para Asturias”

  • “FORO ha cumplido los objetivos para los que nació: en el ámbito estatal hemos conseguido algo histórico al tener voz y voto en los PGE; y en el autonómico hemos venido desarrollando una digna labor de oposición, imprescindible en nuestro Estado de Derecho”

Intervención de la presidenta de FORO, Cristina Coto, en el acto de presentación de su libro titulado “En voz alta”:

Buenos días, y gracias a todos por acompañarme en la presentación de este libro. A los medios de comunicación y a los compañeros y amigos que habéis querido estar hoy en el Hotel Principado.

Gracias a Pedro, mi leal compañero de partido y de tareas parlamentarias por su presentación y gracias infinitas a mi admirado José María Girón, Pepe, un historiador brillante, prolífico e intenso, un verdadero orgullo para nuestra Universidad, que ha estudiado mucho y con mucho rigor la historia de la política en el pasado, y que la ha padecido también en el presente de su vida, en carne propia, pues no en vano tuvo que defenderse del sectarismo de quienes quisieron cercenar sus más que legitimas opciones como catedrático. El finalmente consiguió su cátedra por derecho propio y yo he logrado, y es un honor, que hoy me acompañe en la presentación de este libro. 

Quiero igualmente dar las gracias al periodista Javier Neira, que por razones personales no ha podido acompañarnos esta mañana pero que me ha regalado un prólogo de una extraordinaria valentía, en consonancia con su propia trayectoria, la de un profesional que siempre se ha caracterizado por ir de frente y escribir, también de frente.

¿Porque el título? ¿Por qué En Voz Alta? Por dos razones, la primera porque hoy vivimos en la sociedad del ruido, y me refiero a la mentira, la manipulación, la descalificación sin límite del adversario - más allá de lo que puede e incluso debe ser la contienda partidaria lógica- descalificación a través del menosprecio y del desprecio si es preciso, porque tal parece que en política hoy para algunos es más importante el ataque al contrario que la reivindicación del mensaje propio. Y por ello justamente es necesario elevar la voz, para intentar que se escuche el mensaje de aquellos que sí lo tenemos, un mensaje que se recoge en nuestros programas electorales y que representa una alternativa de cambio para Asturias.  Y ahí está la segunda razón del título, en la necesidad del cambio político, una necesidad que he defendido siempre para Asturias y hay que reivindicar también En Voz Alta. 

A la vez, en este momento y yendo al ámbito nacional a nadie se nos escapa que el actual es un tiempo muy especial, trascendental en la historia de nuestro país, un tiempo en el que la irracionalidad del independentismo ya se ha quitado la máscara por entero y muestra, frente a la unidad e integración que ofrece nuestra consolidada democracia, supremacismo y xenofobia en medio, o peor, tras un largo proceso de falseamiento de la historia. De ahí también la necesidad de elevar la voz, que es más bien una apelación a expresar con firmeza las propias convicciones, sin miedos, en el caso de la amenaza rupturista el compromiso con la Constitución y con España, sin ningún tipo de complejo, con una Nación cuyos fundamentos de unos primeros pilares constitucionales nacen en Cádiz, dejando atrás sentimientos y localismos propios de aquel Antiguo Régimen que comenzaba a decaer.

Volviendo a Asturias y a la política, FORO nació con un fin rupturista en positivo, no adanista, Asturias tiene demasiada historia y patrimonio como para darle carpetazo, de eso se ocupan otros. Al contrario, nuestra propuesta de ruptura era, es, con algo que expresa perfectamente en su prólogo Javier Neira, y lo leo: “el agobiante proteccionismo,  -y su burocracia, añado yo-, la subvención sin cuento, el intervencionismo omnipresente, la sucia corrupción…la mafia a fin de cuentas”, porque todo ello ha dañado muchísimo a Asturias,  porque todo ello es la antítesis de la obligación de un político asturiano o de una política asturiana, la obligación de defender el interés general de los asturianos. 

Una vez que observábamos que en nuestro país, en España el Estado avanzaba a diecisiete velocidades, nacimos para reclamar la corrección de ese desequilibrio que a Asturias particularmente la situaba en el pelotón de cola. Y hago aquí un matiz, Asturias necesitaba, y sigue necesitando, de la solidaridad de los gobiernos centrales pero también necesita del acierto de los gobiernos autonómicos, y precisamente porque no hay acierto caminamos, por seguir la metáfora de las 17 velocidades, a una de las más bajas. Y precisamente porque no hay acierto, se impone la urgente necesidad de un cambio político, porque la excusa de responsabilizar a Madrid de todos los males tiene el recorrido justo, a Madrid se le puede exigir, en FORO lo hacemos, pero a la vez no podemos obviar que los gobiernos autonómicos disponen de una amplísima autonomía en su territorio, para hacer y deshacer, para gestionar, de donde deriva la responsabilidad por la mala gestión. 

Cuando se gestiona mal una Comunidad esa Comunidad no crece, no genera empleo, no mejora su estado del bienestar, y es cada vez más dependiente del Estado. Si miramos a nuestro entorno, a las Comunidades vecinas como Galicia, Cantabria o Castilla y León y veremos que presentan mejores indicadores, así pues no cabe más que concluir que algo se está haciendo mal.

Creo que FORO ha cumplido los objetivos para los que nació; en el ámbito estatal hemos conseguido algo histórico, histórico porque no ha sucedido nunca: por primera vez un partido eminentemente asturiano ha tenido voz en las negociaciones de los Presupuestos Generales del Estado, voz y voto, y las enmiendas de FORO a tales Presupuestos han permitido que Asturias se elevara desde los últimos puestos en inversión, en incremento inversor tanto en 2017 como en 2018. En en el ámbito autonómico nos corresponde, tras la etapa de gobierno de FORO cuyas circunstancias y particularmente la razones por las que hubo de disolverse el Parlamento y convocar elecciones detallo en la introducción del libro; tras ese periodo, insisto, hemos venido desarrollando una muy digna labor de oposición, a mi juicio imprescindible en nuestro estado de derecho, porque imprescindible es que haya un gobierno y una oposición que le controle y fiscalice, más aun en el caso de Asturias donde se da una situación anómala, donde un gobierno de 14, la mayoría más minoritaria de nuestra historia democrática, campa a sus anchas o, permítaseme la expresión, siembra una semilla que no produce frutos para Asturias. Ojalá hubiesen prosperado las propuestas que desde los años 80 vienen sucediéndose en las Cortes Generales y ojalá se hubieran exportado a Asturias, encaminadas a fortalecer la función de control pero es cierto que en este caso las resistencias de los gobiernos han sido siempre enormes y, por ende, la capacidad de la oposición, limitada. 

Hablaba de una semilla que no produce fruto, pues bien, a más de esas semillas  se enfrenta Asturias, a la amenaza de un continuismo con tintes de radicalidad, por eso es necesario ofrecer a los ciudadanos una alternativa de cambio para el progreso de Asturias, que no pasa por más izquierda, que pasa por el espacio de libertad y respeto a las personas que ofrece el centro reformista.

Este libro recoge un conjunto de artículos, de intervenciones, parlamentarias o no, que parten en el tiempo de una fecha, el 14 de marzo de 2015, cuando fui elegida presidenta de FORO Asturias, sucediendo a Francisco Álvarez-Cascos. En la introducción me refiero a él, y me van a permitir que reitere algo que expreso en la misma, y que son algunas de sus enseñanzas, probablemente lo más importante que yo he aprendido políticamente y que ya formará siempre parte de mí, que esto, la política, es una cosa muy seria, que exige mucho rigor y sobre todo un gran compromiso, también mucho esfuerzo, porque aquellos que pensamos que en democracia la política es el gran instrumento de transformación de la sociedad, el que determina la riqueza o la pobreza de las naciones, el bienestar o el dolor de las personas, tenemos la obligación de ejercerla conforme a esos principios, de defender la dignidad ajena de manera idéntica a la propia. En el caso de FORO el artículo 2 de nuestro Estatutos refleja nuestra ideología, como partido reformista de centro, con vocación europea, que proclama el reconocimiento del civismo y del consenso constitucional como fundamentos de su acción política, y que tiene como objetivo esencial el progreso político, económico y social de España, de sus Municipios y de sus Comunidades Autónomas, sin privilegios ni discriminaciones por razones de historia, población o riqueza. 

Estas son mis ideas, estos son mis principios y, a diferencia de Groucho Marx, si no les gustan, no tengo otros. Y estas ideas tienen su traslación en forma de propuestas en todos los ámbitos de la acción política.

Ayer mismo, al repasar el libro para preparar esta introducción me sorprendía la permanencia, el enquistamiento en el tiempo, de los problemas. Por poner un ejemplo, en el primero de los artículos que se recogen, de 7 de marzo de 2015, hago referencia a la divergencia de Asturias con respecto a España durante los años 2011-2012 y 2013; En esos tres años Asturias fue la región de España cuyo PIB cayó más, acumulando un diferencial negativo de 4’1 puntos con respecto a la media española. Bien, ¿saben cuál es hoy el diferencial que acumulamos con España, añadiendo cuatro años más, 2014, 2015 y 2016? 7 puntos, porque cuando no se cambia, cuando el enconamiento en el error es de tal entidad, vamos a peor.

A lo largo del libro encontraran posiciones políticas sobre muchos asuntos, sobre una política económica equivocada, uno de cuyos mayores errores es nuestra asfixiante presión fiscal dañina para ciudadanos y empresarios; sobre nuestra necesidad de unas infraestructuras de primer nivel, sobre la crisis que sufre nuestro medio rural, sobre nuestro riquísimo patrimonio cultural, sobre las sombras de nuestra sanidad, educación o bienestar social…Hay critica, hay cuestionamiento pero también alternativas, desde una óptica diferente, la que pone al individuo en el centro de la acción política. Y en la introducción encontraran unas cuantas líneas destinadas a lo que yo denomino “Acerca de la Verdad”, por ello termino en la misma línea que comencé, reivindicando la verdad; frente a la ocultación, la manipulación o la mentira en aras del redito rápido, lo que viene a ser la picaresca del siglo XXI, los ciudadanos hemos de hacer un esfuerzo por conocer la realidad porque solo ciudadanos bien y verazmente informados tendrán espíritu crítico y libertad para optar, lo demás nos deja en manos de lo que Vargas Llosa llama la “llamada de la tribu”. Yo humildemente aspiro a que cada uno de nosotros lidere su propio pensamiento, el mío, el de FORO, reivindicativo, combativo si hace falta y reformista se contiene aquí. 

Muchas gracias.  

Etiquetas:

Compartir noticia por email
Imprimir noticia

Juntas Locales

Agenda
Agenda Cascos
Más Asturias 2014 Más Asturias 2014 Más Asturias 2013 Más Asturias 2012 Gobernanza a Tres Turnos Rebeldes con Causa Salir a Flote
El Hormiguero. Último número
Búsqueda Avanzada


C/ Pepe Cosmen Nº 1. 33001 Oviedo.
985202745. Fax 985223554.
http://www.foroasturias.es · sederegional@foroasturias.es
Aviso Legal
Contacto