FORO ASTURIAS · 14/04/2018
Cristina Coto: “Las nuevas tecnologías brindan grandes posibilidades a la Atención Primaria en lo relativo a la consulta no presencial, y Asturias ya va con retraso”

La presidenta de FORO y portavoz en materia sanitaria en la Junta General, Cristina Coto, dio a conocer hoy a los medios informativos una propuesta de su Grupo Parlamentario apoyada en las nuevas tecnologías. “Las nuevas tecnologías brindan grandes posibilidades a la Atención Primaria en lo relativo a la consulta no presencial, y Asturias ya va con retraso. La Sanidad asturiana tiene que adaptarse a esas nuevas tecnologías e implementar la consulta no presencial en Atención Primaria”, manifestó, apoyándose en la Proposición No de Ley en la que FORO pide al Gobierno de Asturias “implementar un Programa de consulta no presencial en Atención Primaria porque los ciudadanos deberían poder realizar determinadas consultas médicas a través del teléfono e Internet, facilitando a la población consejos sobre su salud, lo que evita desplazamientos innecesarios a los Centros de Salud y puede ayudar a descongestionar esta Red”.


Cristina Coto considera que “en el contexto actual, la existencia de tecnologías permite la posibilidad de llevar a cabo actividades de forma remota que antes exigían presencia física. La potencialidad de estas nuevas tecnologías para servicios públicos esenciales como la Sanidad es evidente. La envejecida población asturiana, la dispersión geográfica, la masificación de las consultas o el exceso burocrático para nuestro personal sanitario y no sanitario hace de Asturias un lugar ideal para fomentar medidas de cambio como la consulta no presencial, que supone una modificación no sólo técnica sino conceptual y que se realizan sin que el paciente deba desplazarse en persona a la consulta, lo que permite que pueda ser atendido desde su domicilio utilizando medios como el correo electrónico, el teléfono, la videoconferencia o incluso el correo postal, mediante la comunicación directa con el miembro del equipo de salud asignado”.

 

“La introducción de las consultas no presenciales –explica Coto- presentan ventajas tanto para el personal sanitario y no sanitario como para el paciente, pues agilizan el trabajo, ahorran costes, favorecen la autonomía del paciente y eliminan parte de la excesiva burocracia de las consultas y la masificación de las instalaciones”.